Ir al contenido
descanso en el trabajo

Descanso en el trabajo, ¿cómo y cuándo implementarlo?

Los lugares de trabajo deben ser concebidos para que las tareas puedan realizarse de manera segura y saludable. Estos espacios no pueden considerarse independientes a la actividad laboral. De la misma manera que el trabajo no puede realizarse sin el descanso correspondiente.

El descanso en el trabajo es primordial para mantener una buena salud mental y física. Sin embargo, diferenciar los límites entre el trabajo y el descanso no suele ser tan sencillo. Para ello, se establecieron una serie de pausas obligatorias en el trabajo, necesarias para que el empleado se recupere de la fatiga acumulada.

¿Qué es el descanso en el trabajo?

Los descansos en el trabajo son aquellos períodos de tiempo donde los trabajadores no prestan sus servicios a la compañía o empleador. Estos no pueden verse modificados por motivos sancionadores. Por lo tanto, no se puede reducir su tiempo como respuesta a una falta o un mal comportamiento.

Al igual que realizar una actividad laboral afecta a la fatiga de los trabajadores, estos deben poder recuperar sus energías. No obstante, el período de descanso siempre dependerá de las horas trabajadas. La productividad laboral de la empresa está ligada directamente a los diferentes descansos en el trabajo.

Banner Software RRHH Factorial Time tracking

¿Por qué es importante el descanso en el trabajo?

Un descanso mal realizado puede agravar diferentes aspectos en nuestro trabajo. Por ejemplo, los niveles de tensión y estrés no tendrían oportunidad para disminuir, y afectarían al bienestar laboral del empleado. Esto repercute negativamente en su rendimiento y, finalmente, en la producción de la empresa.

Por otra parte, con la llegada de la pandemia y la implementación del teletrabajo, resulta más difícil separar los límites entre el descanso y la jornada laboral. Sobre todo cuando los espacios laborales se trasladan a espacios de la vida privada de nuestros empleados.

Garantizar el descanso en el trabajo en remoto

Para garantizar el descanso en el trabajo remoto, los encargados de RRHH tienen una serie de pautas a seguir. Sabemos que trabajar en casa no significa trabajar más horas. De esta manera, se debe pactar de manera clara un inicio y fin de la jornada. Por otra parte, ayudaría significativamente llevar al día un control de horario.

Sin embargo, un buen seguimiento del rendimiento a través de una evaluación de desempeño también puede ayudar a organizar y distribuir los descansos. Ya que se puede ver en concreto qué parte del proceso no está optimizada.

¿Qué es el burnout?

Cuando una persona trabaja por encima de sus capacidades llegará a un nivel de agotamiento laboral. Esto causará niveles de estrés y ansiedad que puede pasar de ser puntuales a ser constantes. El burnout es la causa principal por la cual los trabajadores solicitan bajas laborales. Por ello, es importante cuidar la salud mental de nuestros empleados.

El burnout se puede manifestar a través de baja energía en los trabajadores, menos motivación o fatiga constante. Para evitarlo, se debe monitorizar de cerca los niveles de satisfacción laboral de nuestros empleados, corrigiendo todo aquello que veamos que afecta a su rendimiento laboral.

Microdescansos

Se puede mejorar la productividad de esa jornada a través de pequeños descansos entre tareas. Con estos «microdescansos» permitimos a los trabajadores romper con la monotonía y, de esta manera, darle un respiro a la mente. Estos descansos pueden ir desde unos segundos para darle un sorbo a una café. Aunque también pueden consistir en minutos, por ejemplo, para ver un vídeo de internet.

Estas acciones permiten que los empleados vean su labor con nuevos ojos, al igual que fomenta la creatividad. Eso sí, deben ser voluntarios y seleccionados por el trabajador, ya que es este quien debe conocer sus límites y saber cuándo el cansancio le mantiene estancado en un punto muerto.

Descanso visual y ejercicio físico

La mente y el cuerpo a la hora de trabajar funcionan de la misma manera que el ejercicio. Y cuando hacemos deporte, le damos tiempo al cuerpo para que se recupere. Esto mismo ocurre al trabajar.

De esta manera, según el tipo de trabajo que se ejerza, se estará expuesto a una fatiga física o mental. Por lo tanto, se requiere hacer una pausa visual, en caso de que se trabaje delante de pantallas u ordenadores. Por otro lado, algunos oficios requieren estar varias horas en la misma postura o de pie, por ello también es importante dedicar unos minutos a estirar y mover el cuerpo.

¿Qué dice la ley sobre el descanso laboral?

Si bien se debe garantizar que la producción pueda ser realizada de manera óptima por el trabajador, también se debe hacer de manera segura. Por ello, la ley establece una serie de descansos obligatorios, para que el esfuerzo laboral no interfiera negativamente en la actividad diaria del trabajador.

El Estatuto de los trabajadores recoge en su artículo 34 diferentes tipologías de descanso. Entre ellos se encuentran los descansos por semanas, por días, por jornadas e, incluso, por horas trabajadas.

¿Cuándo descansar en el trabajo?

El tiempo de descanso en el trabajo variará según el contrato particular y el convenio colectivo. Sin embargo, existen varios permisos laborales retribuidos y que están reguladas por el Estatuto de los Trabajadores.

La organización debe respetar estos derechos al descanso, sin que afecte a la cadena de productividad de la organización. Para ello, tiene varios descansos establecidos por ley y que se pueden aplicar al trabajo.

Descanso diario

Este tipo de descanso dependerá según las horas trabajadas. Por ejemplo, de acuerdo con el artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores, se exige un tiempo no inferior a 15 minutos.  Sin embargo, para que se pueda disfrutar de este descanso se debe realizar un mínimo de horas en la jornada diaria.

De esta manera, el descanso laboral diario es obligatorio cuando se superen las seis horas de trabajo, en el caso de mayores de edad. Para los mejores de 18 años, el descanso deberá garantizarse siempre que la jornada supere las cuatro horas y media.

Descanso entre jornadas

Según el mismo Estatuto, los trabajadores no podrán realizar más de nueve horas de trabajo diario. En el caso de los menores de edad, esta no podrá superar las ocho horas. Entre el fin y el comienzo de una jornada, deberán pasar un mínimo de doce horas.

Descansos anuales

Si bien el período de vacaciones se debe pactar a través de un convenio o un contrato, este no puede ser inferior a los 30 días. De esta manera, el calendario deberá contar con la aprobación de ambas partes.

El trabajador debe conocer las fechas correspondientes con al menos dos meses de antelación. Se puede utilizar un software de inteligencia artificial, como Factorial, para gestionar correctamente y de manera automática las vacaciones anuales de tus empleados. También se pueden calcular los días de vacaciones a través de diferentes fórmulas.

Días de ausencia remunerados

Según el estatuto de los trabajadores, existen diferentes días de descanso remunerados que varíen según su causa. Por ejemplo:

  • Los trabajadores tendrán 15 días de descanso naturales en caso de matrimonio
  • El fallecimiento u hospitalización de parientes otorga dos días. En caso de que se tenga que realizar un desplazamiento, serán cuatro días.
  • En caso de mudanzas, el trabajador tendrá un día de descanso.
  • Para realizar funciones relacionadas con el deber público como votar.
  • Si se deben realizar funciones sindicales o de representación de personal.

En caso de nacimiento o adopción, la empresa deberá centrar su estrategia más a la conciliación laboral familiar. De todas maneras, también puedes informarte sobre las bajas por maternidad o paternidad.

Descarga una plantilla para el control horario

Si este tema te preocupa, tu empresa debería poder organizar de manera correcta los horarios de tus trabajadores. Puedes gestionar las entradas y salidas de tus trabajadores con esta Plantilla para el control horario. Puedes descargarla de manera gratuita y recibirla en tu correo electrónico.

control horario freebie

¿Qué puede hacer RRHH por el descanso en el trabajo?

De la misma manera que para los riesgos laborales se forma a los trabajadores, el descanso laboral también debería ser explicado correctamente. Por parte de la empresa, ayudaría a mejorar el Employee Experience y el Employee Branding.

Por otra parte, una buena gestión del clima laboral también mejorará los descansos de los trabajadores. Incluso, puede que mejore su rendimiento en las jornadas laborales.

Clima y descanso laboral

Las instalaciones de trabajo deben ofrecer los materiales y herramientas necesarios para que los trabajadores puedan ejercer su profesión. Con esto, se consigue que el trabajador esté más cómodo y pueda realizar sus tareas diarias con menos esfuerzos. Esto se puede garantizar si los empleados cuentan con un kit de herramientas bien mantenido o una buena distribución del espacio para trabajar, entre otros.

De la misma manera, las compañías también incluyen espacios de descanso en sus instalaciones. Por ejemplo, la presencia de salas de office para comer o descansar brevemente. Ofrecer un clima laboral óptimo es clave para conseguir los objetivos de empresa.

Más descanso en el trabajo, mejores ideas

Gran parte de las empresas americanas, también se ha visto como dedican espacio de sus oficinas a zonas de ocio y bienestar laboral con sofás, juguetes o juegos de mesa. Grandes corporaciones como Google o Disney se dieron a conocer en el sector de los recursos humanos precisamente por estas prácticas.

Actualmente no es difícil encontrarse con ejercicios de team building o gamificación entre los equipos humanos de las empresas. Por lo tanto, no debería sorprendernos encontrarnos con empresas a la vanguardia que aposten cada vez más por el descanso, bienestar y salud mental de sus trabajadores.

 

A veces las mejores ideas se tienen en momentos de descanso. De esta manera, garantizar que estos se realicen de manera suficiente puede marcar un antes y un después en el rendimiento de tu empresa. Por ello, recomendamos conocer a fondo el compromiso de los trabajadores, para ver si el clima laboral es el correcto. También, en caso de que el ambiente laboral no sea el adecuado, se puede mejorar a través de la gestión de los descansos.

Conocer cómo se organizan tus empleados o si las jornadas están bien distribuidas, puede ayudar a gestionar mejor los turnos de trabajo. Así, se puede ordenar los horarios de acuerdo a los picos, el tipo de empleo, y el estado del trabajador. El rendimiento de una plantilla exhausta no es el mismo que el de una con energía y una mente fresca.

 

Delega tus tareas del día a día en un software de RRHH desarrollado a la medida de tus necesidades. ¡Prueba Factorial ahora y siente la diferencia!

Prueba gratis Factorial para la gestión de tu plantilla

Felipe Valenzuela es Content Specialist para el mercado español en Factorial. Graduado en Comunicación e Industrias Culturales por la Universidad de Barcelona, tiene experiencia creando contenido para diferentes formatos y canales desde 2017.

Publicaciones relacionadas

Dejar comentario