Qué son los convenios colectivos y cuál aplicar a tu empresa

¿Qué son los convenios colectivos, por qué son tan importantes y están en evolución constantemente? Este concepto se menciona a menudo en los titulares de la prensa porque es esencial tanto para empresas como trabajadores. Te lo explicamos todo.

¿Qué son los convenios colectivos de empresa?

Quitémonos la definición de encima para centrarnos en los detalles, que son, en realidad, lo más importante para un responsable de RR.HH. En un convenio colectivo se regulan todos los derechos y obligaciones tanto de trabajador como de empresario. ¿Qué tipos hay? Muchos, y estos dependen de la actividad que realice cada empresa, ya que tienen un ámbito funcional. ¿Qué relación guardan con el Estatuto de los trabajadores? Empecemos por aquí, ya que necesitas saber qué función tiene el Estatuto de los Trabajadores para entender la de los convenios colectivos.

factorial programa recursos humanos

¿Qué regula el Estatuto de los Trabajadores?

El Estatuto de los Trabajadores es la norma básica, la primera capa que regula de manera estandarizada y general los derechos y deberes básicos de empresa y trabajador. Es el pilar que construye la base de los derechos más esenciales, aquellos que bajo ningún concepto las empresas pueden incumplir (si lo hicieran, estarían cometiendo una ilegalidad bastante grave). Lo que incluye el Estatuto de los trabajadores es irrenunciable, y solo puede ser mejorado. Y es aquí donde entran en escena los convenios colectivos.

¿Qué aportan los convenios colectivos?

Los convenios colectivos tienen la función de mejorar el Estatuto de los Trabajadores, y esto se lleva a cabo mediante la negociación colectiva entre la parte empresarial y la sindical, que se reúnen para decidir cómo serán estos convenios colectivos. Por ejemplo, el Estatuto de los Trabajadores fija un salario mínimo interprofesional (y nadie puede percibir menos). Sin embargo, el convenio colectivo lo puede mejorar.

¿Por qué son necesarios los convenios colectivos si ya existe el Estatuto de los Trabajadores? Porque las normas que se regulan en este último son muy básicas, y las relaciones laborales pueden ser muy distintas en función del sector o el tipo de empresa y actividad. No es lo mismo, por ejemplo, el riesgo físico que implican unas actividades y no otras. Como la regulación tiene que estar adaptada al contexto de la actividad, la empresa y las necesidades de los trabajadores, es necesaria la aplicación de los convenios colectivos.

Un ejemplo más específico de mejoras del Estatuto de los Trabajadores establecidas por un convenio colectivo es el de los contratos temporales y/o eventuales. El Estatuto, en este caso, limita este contrato a seis meses, a diferencia de la mayoría de convenios colectivos, que lo alargan hasta los doce. Esto da flexibilidad a un tipo de contrato que no goza de ella.

Los distintos escalones de la legislación laboral

Entonces tenemos, de menos a más específico, el Estatuto de los Trabajadores, el convenio colectivo y el contrato. Pero no creas que esto termina aquí; la legislación laboral en España está muy fragmentada, ya que en el Estatuto de los trabajadores no se pueden regular todas las situaciones que se van a dar en las distintas empresas y actividades. Y tampoco las demás normativas, pues todo tiene que ir actualizándose y por eso también existen los reales decretos de desarrollo, que se van desarrollando en los distintos ámbitos y a posteriori. Estas reformas van cambiando paulatinamente el Estatuto de los Trabajadores, y por eso se considera una Ley viva, que siempre se está desarrollando.

que-son-convenios-colectivos-papeles

Aún así, todas estas leyes y normas son en muchas ocasiones ambiguas. ¿Qué tenemos para solucionar esta ambigüedad? La jurisprudencia, que aporta un criterio para interpretarlas. Por ejemplo, también hay directivas europeas (en este caso sería la jurisprudencia europea) que nos dan otras pautas todavía más generales y cambian artículos para que estén bien adaptados.

Los ámbitos de los convenios colectivos

Los convenios colectivos tienen tres ámbitos: el territorial (según la empresa, la provincia, la comunidad autónoma o, sino, estatal), el temporal (que hace referencia a la vigencia) y el funcional (que hace referencia al tipo de actividad). De todos ellos, el funcional es el más importante, ya que nos especifica a qué tipo de empresa va a aplicarse este convenio.

Un ejemplo de convenio colectivo sería “Madrid. 2019. Cárnicas”. Si el convenio colectivo que buscas no está disponible en Barcelona, te diriges al provincial, y si tampoco existe, al estatal. Si aún con esas no encuentras el que se ajuste completamente a tu actividad y contexto, deberás elegir el que más se asemeje. En este caso, el convenio colectivo será más general (por ejemplo, si eres un comercio, puedes acudir al de “comercio general”).

¿Cómo saber qué convenio se aplica a cada empresa?

Recuperando los ámbitos territoriales de los convenios colectivos previamente expuestos, la empresa tiene que ver el ámbito funcional que tiene en los convenios colectivos disponibles en su provincia. Si no existe exactamente el que se te ajustaría a ti, te tocará aplicar el que más se asemeje. ¿Si hay ambigüedad se puede elegir el que más te interese como empresa? Sí, siempre que esa ambigüedad esté justificada. Sin embargo, cuando se da esta situación, se recomienda elegir aquel convenio colectivo que sea más permisivo para los trabajadores, pues así te ahorrarás problemas con posibles futuras inspecciones.

que-son-convenios-colectivos-libros

Y es que hay convenios mejores y peores, y todo esto depende de la fuerza que tenga el lado sindical. En esas actividades en las que los sindicatos son más fuertes, los convenios son más negociados. Estos suelen ser en construcción u otros en los que hay más riesgo y los trabajadores se toman más en serio sus derechos. Estos suelen ser más a nivel provincial, y el convenio puede remitir al convenio autonómico o estatal, para interpretaciones, o incluso a las viejas ordenanzas laborales que, a pesar de ser antiguas, siguen en vigor.

factorial control horario

La normativa que protegerá a nuestros trabajadores

Los convenios colectivos son tan importantes como el Estatuto de los Trabajadores y, sin embargo, muchas empresas no tienen claro cuál es el que se le aplica a sus empleados. En realidad, el convenio colectivo tiene que estar reflejado en el contrato, para que los trabajadores puedan saber cómo se regulan sus derechos.

La decisión de qué convenio colectivo aplicar a la empresa tiene que suceder antes de empezar a realizar la actividad. Cuando demos el alta fiscal en la Agencia Tributaria sabremos qué actividad va a ser esa y, por lo tanto, ya podremos ir a buscar el convenio colectivo que le corresponda. Y es importante que sea el correcto, pues lo definirá todo, desde el salario a la jornada, pasando por el período de prueba, la incapacidad temporal, etc.

que-son-convenios-colectivos-trabajador

Esto no lo valida nadie. Es decir, el empresario tiene la obligación y la libertad de elegirlo, pero elegirlo bien y según la actividad. Un gestor o abogado pueden ser de ayuda en esta decisión, ya que de ello dependen posibles sanciones en futuras inspecciones.

¿Se puede crear un convenio propio en una empresa?

Sí, pero debes seguir un procedimiento determinado para hacerlo. Necesitarás unos representantes de tus trabajadores y, si no los tienes, será necesario convocar elecciones para que existan. Para crear un convenio propio es obligatorio contar con un órgano de representación de los trabajadores, ya que tendrás que negociar con este, y lo harás a partir de los mínimos que dicta el Estatuto de los Trabajadores (habrá ciertos ámbitos que se podrán mejorar).

Esto llevará un tiempo, y para eso estarán los plazos que tendrán que cumplirse. También habrá que debatir y publicar el resultado de la negociación. Una vez terminado, deberá ser firmado por ambas partes y remitido a la autoridad laboral para que nos confirme si es correcto, legal y tiene vigencia. Según los períodos definidos por las partes negociadoras, habrá que ir renovándolo.

Los convenios colectivos en el tiempo

Si tu empresa sigue desarrollando la misma actividad y el convenio colectivo sigue existiendo, es para siempre. Un convenio suele tener una duración de uno, dos o incluso tres años, pero como se renueva y hay revisiones con negociaciones nuevas, puede tener una vigencia indefinida.

Como empresario (y también como trabajador) tienes que estar atento a estas modificaciones, que suelen ser más frecuentes en aquellos sectores donde la parte sindical es más activa. ¿Por qué es tan importante estar al día de estos cambios? Porque, en realidad, cambian el día a día de los trabajadores y las empresas. Y los avisos de estas modificaciones son retroactivos, es decir, que debes aplicar los atrasos de los convenios colectivos, incluso para trabajadores que ya no están en la empresa; tienes que pagar la diferencia y hacer que cotice.

Ahora que ya lo sabes todo sobre los convenios colectivos, podrás elegir con total seguridad el que se deba aplicar a tu empresa y, como te hemos explicado la naturaleza de este, sabrás cómo de importantes son para ti y tus trabajadores. 

¿Eres responsable de RR.HH. y quieres dedicarte a lo que de verdad importa (la gente)? Necesitas el software de Factorial

¿Quieres ver este contenido en vídeo? Echa un vistazo a nuestro podcast:

Leave a Comment