Ir al contenido

Salario emocional: el talento no se compra con billetes

·
9 minutos de lectura
salario-emocional-factorial

¿Cómo lograr que nuestro equipo se sienta a gusto en su puesto de trabajo? ¿Es posible aumentar la productividad de nuestros trabajadores sin que eso implique un aumento de salario a fin de mes? 

Por suerte sí y es posible gracias al salario emocional, eso que impulsa a las personas a decidir ser parte de una empresa donde pueden desarrollarse personal y profesionalmente. Antes que en una donde no cuenten con flexibilidad horaria o que les impida cumplir con sus obligaciones personales.

En este artículo te explicaremos sobre la definición de salario emocional, cómo utilizarlo al momento de retener talento y lo que debes saber al momento de aplicarlo en tu empresa. ¿Estás listo para conocer cómo mejorar las condiciones de trabajo de tu equipo y la importancia de reconocer el trabajo bien hecho? Continúa leyendo.

✅ Prueba Factorial de manera gratuita y optimiza la gestión de tus equipos

Qué es el salario emocional

El salario emocional se define como la retribución de carácter no económico a un empleado con la finalidad de satisfacer sus necesidades personales y profesionales. De esta forma, se mejora la calidad de vida del trabajador y con ello su productividad dentro de la empresa.

Es decir, el salario emocional hace referencia a aquellos beneficios del puesto de trabajo que no se encuentran reflejados dentro de la nómina. Por ejemplo, flexibilidad laboral, conciliación laboral y familiar, formación continua y más.

Cada vez más empresas conocen la importancia del salario emocional y lo integran como parte de la retribución (o sueldo) que recibe un trabajador. Después de una crisis en la que ha sido difícil incrementar sueldos, muchas empresas han intentado mejorar su oferta y employer branding mediante el salario emocional.

Partiendo de la base que el dinero es la principal vía de retribución de un empleado, el salario emocional ofrece tres tipos de mejoras frente a una simple subida de sueldo.

Pilares del salario emocional

1.Conciliación laboral: ¿Eres capaz de ver la trilogía del señor de los anillos del tirón? Pues la duración de las tres películas es una jornada laboral… ¿Podrías hacerlo 5 días a la semana? No es realista medir la productividad de un empleado en función de las horas que pasa en su puesto de trabajo. ¿Qué tal si le damos al “pause” y dejamos que el empleado vuelva en el momento en que su atención esté al 100%? Esto tiene un nombre, horario flexible. El mismo número de horas a trabajar, pero sólo en el momento en el que el empleado es más productivo.

2.Bienestar del empleado: Todos cometemos errores, somos humanos. Si sólo recibimos feedback cuando hacemos algo mal puede que dejemos de ser proactivos, proponer cosas nuevas o incluso intentar innovar en nuestro puesto de trabajo. De entrada, lo mejor sería reforzar los puntos fuertes de un empleado y ayudarle para mejorar sus puntos débiles. Es poco probable que tengas en plantilla una persona en la que no crees o que lo hace todo mal. Házselo saber antes de que sea demasiado tarde.

3.Desarrollo personal y profesional: Como responsable de recursos humanos una de las preguntas clave para entender por qué una persona quiere unirse a la empresa es entender el motivo por el que dejó su anterior trabajo. Te sorprendería cuántos candidatos cambian de empresa para “seguir desarrollándose profesionalmente”. Probablemente estuvieran a gusto en su anterior puesto, pero cambian porque se han estancado. De verdad una empresa está dispuesta a perder a un buen empleado, que conoce mejor que nadie el sector y la actividad que realiza, ¿sólo por no saber retener talento?

Estos tres conceptos ayudan a tener a unos empleados más felices en las empresas. Y es que, ¿sabías que la felicidad de un empleado está muy ligada a la productividad de este y, por ende, de la empresa?

👉 ¿Quieres saberlo todo sobre el salario emocional? Echa un vistazo a nuestra guía de retribución flexible

El salario emocional como estrategia para retener al mejor talento

Tener un plan de retención de empleados y diseñar un plan de carrera para que el trabajador siga formándose y ascendiendo puede ayudarte a fidelizar y retrasar o evitar la partida de un miembro de tu equipo. ¿Si fueras el mejor en tu campo no querrías trabajar en aquella empresa que te ofreciera más retos estimulantes, mejores condiciones y más posibilidad de desarrollo profesional? 

Cuando un empleado que está empezando a pensar en irse, en la gran mayoría de casos no es suficiente un aumento de sueldo. Por este motivo, muchas empresas empiezan a ofrecer planes de retribución a la carta con los que estos empleados pueden cubrir costes cotidianos dentro de su sueldo o como un extra.

El gimnasio para empleados, seguro médico y ticket restaurante, por ejemplo, son una combinación ganadora. Como empresa puedes ofrecer estos tres beneficios con un coste desde 0€ para ti, como empleador. O si quieres asumir el coste, podrías hacerlo por menos de lo que pensabas subir el sueldo a ese empleado que está pensando en dejarte. 

El dinero ha dejado de ser atractivo, pero que la empresa te pague el gimnasio, cuide de ti con un seguro médico y te ayude a pagar la comida en la oficina, es todo un detalle, algo que te vincula emocionalmente y un buen motivo para quedarse.

Cómo ofrecer salario emocional en tu empresa

Ofrecer incentivos salariales vinculados a las emociones del empleado puede llegar a ser todo un reto para tu empresa. Aspectos más sencillos como horarios flexibles, reconocer los logros del equipo o permitir el “working from home” pueden ser un buen comienzo para retener talento.

Una manera realmente sencilla de ofrecer este salario emocional es a través de los beneficios sociales para empleados. En muchas empresas especializadas puedes encontrar decenas de beneficios para empleados que podrás ofrecer como retribución flexible (pagado por el empleado) o como beneficio (reflejado en los costes de la empresa).

10 ejemplos de salario emocional que debes implementar en tu empresa

A continuación te damos las claves de los beneficios que más importan al empleado de hoy en día, ¡así que toma nota!

  1. Flexibilidad laboral

Uno de los aspectos primordiales es poder ofrecer una flexibilidad de trabajo ya sea con un horario flexible de entrada y salida o la implementación de una jornada laboral de 4 días.

También el contar con la posibilidad de realizar su trabajo desde cualquier lugar en el que se encuentre sin necesidad de estar en la oficina (teletrabajo) y poder escoger los días que desea ir a la empresa a trabajar (trabajo híbrido).

  1. Conciliación laboral y familiar

Los primeros millennials empiezan a ascender y a formar familias. Si quieres ofrecer medidas de conciliación familiar y laboral, es importante ofrecer beneficios más allá de una flexibilidad horaria.

Por ejemplo, el cheque guardería para empleados, servicios de transporte, brindar reducciones de jornada o facilidades al momento de solicitar una excedencia laboral  pueden ser de gran ayuda.

  1. Planes de formación

Un empleado que no puede formarse ni tomar nuevas responsabilidades, es un empleado que pronto quedará obsoleto. Como empresa puedes ofrecer formación a tus trabajadores sin que te suponga un coste.

  1. Planes de promoción

El desarrollar una carrera profesional dentro de la empresa es otro de los aspectos que se debe tener en cuenta y que influye en la motivación del equipo. Es necesario contar con políticas de desarrollo profesional dentro de la empresa y permitir al talento seguir adquiriendo cada vez más responsabilidad.

  1. Más días libres

Estos empleados prefieren las escapadas cortas y regulares a lo largo del año. Ofrecer más días de vacaciones de los marcados por el convenio es una medida realmente valorada por los trabajadores.

  1. Espacios de ocio

Las condiciones de la oficina afectan directamente al clima laboral del equipo. Incluso interfieren en la salud psicológica y física del trabajador. Habilita espacios de ocio y deja que los empleados desconecten.

  1. Responsabilidad social corporativa

Promover actividades que contribuyan a la mejora de la comunidad donde operamos nos ayudará con la reputación y la imagen de la empresa. Pero lo más importante es que nuestros trabajadores se sentirán comprometidos con los valores de marca y, por tanto, desarrollarán un employer branding. 

  1. Reconocimiento por el trabajo bien hecho

Parece algo irrelevante, pero reconocer el trabajo bien hecho es la mejor manera de mejorar el clima laboral y reduce el estrés. ¿Cómo puedes hacer esto? Además de motivar y felicitar verbalmente a tus empleados, puedes ofrecer premios por cada gran objetivo cumplido.

  1. Planes de retribución flexible

La retribución a la carta permite al empleado escoger qué servicios quiere incluir en su sueldo. De este modo, de la nómina del empleado se cobran servicios como guardería, seguro médico, cheque gourmet, etc. Sin que esto suponga un coste para la empresa. 

El pagar servicios mediante la retribución flexible o en especie permite al empleado reducir la cantidad de IRPF a pagar cada año, por lo que, indirectamente, acaba siendo un aumento del poder adquisitivo para el trabajador.

  1. Beneficios sociales

Por último, los beneficios sociales como seguro médico, cheques restaurante y guardería que son pagados por la empresa serán vitales para atraer y retener talento. Estos son los que tendrás que dar como opción si es que ofreces una retribución flexible.

Los millennials y la retribución a la carta

Una de las principales razones por las que las empresas están empezando a implementar el salario emocional en sus políticas de retribución es la aparición en escena de los millennials. Una generación que valora más la conciliación que el dinero y que necesita retos profesionales para seguir avanzando. Los nuevos profesionales están cualificados, tienen experiencia y han nacido en un entorno incierto, por lo que el cambio lo entienden como algo positivo.

He aquí un par de datos curiosos sobre este nuevo perfil de empleado:

  • El 60% de los trabajadores de entre 18 y 34 años renunciarían a su empleo si el jefe les prohibiera el uso personal de su teléfono móvil.
  • 2 de cada 3 están dispuestos a renunciar a su trabajo en cualquier momento y lo harán en menos de 2 años de haber empezado a trabajar en la empresa, según una encuesta de Deloitte.

Atraer a nuevo talento en una empresa es complicado, y más si las posiciones que se necesitan cubrir son puestos técnicos. Para esta generación de empleados, la ubicación y disposición de la oficina, los beneficios sociales que le ofrezca la empresa y un sistema de horarios flexible son igual de importantes que el dinero.

Seguro que has oído el término Millennial muchísimas veces, en el blog mismo hemos usado el término en varias ocasiones, pero puede que no siempre haya sido en un contexto positivo. Como profesional de recursos humanos te conviene olvidarte de todos los prejuicios que puedan ir asociados a ellos, pues representan no solo el futuro de las empresas, sino el mismo presente.

¿Quiénes son los Millennial?

También llamada Generación Z, “Millennial” no es más que una palabra acuñada para referirse a la gente joven nacida entre los ‘80 y los 2000, la generación del cambio de milenio. Aunque se prevé que en 2020 la mitad de los empleados entren en esa categoría es cierto que las generaciones más jóvenes son también de las más afectadas por la crisis, por lo que existe una amplia demanda de empleo por su parte que tendrías que aprovechar.

Mira el video sobre cómo atraer a los millennials a tu empresa:

5 Ventajas de contratar a millennials

Puede que por la crisis o por su juventud, los millennials no sean los candidatos con más experiencia dentro de tu proceso de selección, pero sí presentan un perfil con muchas ventajas para la pequeña y mediana empresa de las que puedes aprovecharte:

Mayor cualificación. Hoy en día la gente joven cuenta con una gran formación; títulos universitarios, másters y postgrados, que les convierten en la generación más cualificada. Contratarles supone llevar a tu empresa todo ese conocimiento actualizado y modernizado.

Mayor implicación y superación personal. Saben lo que quieren y aunque llamar su atención puede ser difícil, si se sienten cómodos en la empresa se comprometerán como nadie. Lo de quedarse calentando la silla para quedar bien no va con ellos, lo que quieren es es hacer su trabajo y hacerlo bien, aprender y mejorar para alcanzar el éxito profesional. Si quieres atraer talento joven en tu empresa, debes tener en cuenta que prefieren sentirse útiles y que se les valore, no sólo con un sueldo a la altura si no también con un buen plan de carrera, flexibilidad y beneficios dentro de su contrato.

Mayor adaptabilidad. Gracias a internet y sus muchos tutoriales, la gente joven está acostumbrada a ingeniárselas por sí mismos e investigar sobre todo aquello que les llame la atención. Son trabajadores proactivos y versátiles, capaces de desarrollar habilidades más allá de las principales para sus puestos de trabajo y que aportará un valor añadido y diferencial a la empresa. Los rápidos cambios que han vivido hacen que sus puntos de vista sean más amplios y capaces de ver en aquello que les rodea oportunidades y ventajas que podrían pasar desapercibidas por otros.

Mayor dominio de las tecnologías. También llamados nativos digitales, su conocimiento sobre las nuevas tecnologías y el uso diario de dispositivos móviles y aplicaciones les convierte en expertos a la hora de optimizar tiempo y recursos, algo que sin duda querrán implementar en la empresa y que será de ayuda para todos los empleados. La transformación digital de los negocios está al orden del día y contratando a los que mejor conocen sus entresijos será la manera ideal de impulsar tu empresa hacia el nuevo modelo de mercado.

Mayor innovación y creatividad. Como comentábamos en el punto anterior, los millennials poseen una adaptabilidad y curiosidad que les convierte en los candidatos ideales para desarrollar estrategias innovadoras con las que conseguir mejores resultados de una manera creativa que logre desmarcar a las empresas de sus competidores.

Desde Factorial te animamos a implementar este tipo de salario y beneficios en tu empresa. Si quieres saber más sobre cómo ofrecer un sistema de retribución flexible a los empleados de una empresa puedes utilizar Factorial. 

Somos un poderoso software de recursos humanos en el que encontrarás un montón de información sobre beneficios, retribución flexible y mejores prácticas para implementarlo en tu empresa.

Potencia el rendimiento de tus trabajadores con el software de Factorial

Este artículo también está disponible en: English US, Français, Brasil, English UK

¡Hola! Soy Greta Gamarra y trabajo como Content Marketing para el mercado español en Factorial HR. Vine a Barcelona a estudiar un Máster en Marketing Digital el cual me permitió ampliar más mis conocimientos dentro de este entorno. Desde el 2019 empecé a crear contenido y campañas para diferentes plataformas.

Publicaciones relacionadas

3 Comments

  • Soy Milenial y lo cierto es que valoro más el poder trabajar con unas buenas condiciones y una vida equilibrada que pasarme mil horas encerrado en una oficina y cobrar un poco más. Me ha encnatado la idea de salario emocional la verdad es que define muy bien mi caso y creo que el de muchas personas de mi generación.

    En mi empresa van a empezar a ofrecer cheques para pagar comida y el tren y sin duda los voy a pedir, son mis principales gastos cada mes y me voy a poder ahorrar bastante dinero.

    Buen artículo,

    • Hola Roger,

      Muchas gracias por tu comentario, en Factorial valoramos muchísimo el salario emocional de nuestros trabajadores y poco a poco estamos ayudando a más empresas a implementar planes de retribución eficientes que tengan en cuenta también la parte emocional del trabajador.

      Un saludo

Dejar comentario