Ir al contenido
contrato

Cómo realizar un precontrato de trabajo en tu empresa

Cuando le haces una oferta profesional a una persona que tiene un trabajo en otra organización, lo que te interesa es que confíe en ti para hacer el cambio de puesto con tranquilidad. Es en estas ocasiones en las que es muy útil elaborar un precontrato de trabajo.

👉 ¿Buscas la respuesta a tus dudas sobre los contratos laborales? He aquí nuestra guía sobre los contratos de trabajo

¿Qué es y qué no es un precontrato de trabajo?

Tienes que entender el precontrato laboral como un compromiso legal de contratación futura –y firme–, y no como un contrato de trabajo definitivo. Es muy habitual cuando lo que quieres es contratar personal muy cualificado o que reside en otro país. Lo que tu empresa quiere prometer es que se firmará un contrato de trabajo en un futuro cercano y determinado y, al mismo tiempo, garantizar sus intereses y los de la persona.

¿Qué NO es un precontrato laboral?

  • Una promesa vaga de contratación
  • Indicar verbalmente al candidato que va a formar parte de tu proceso de selección o que es el candidato al puesto
  • Conversaciones previas a la firma del contrato, que serían declaraciones de intenciones, pero sin obligaciones legales de cumplirse.

El precontrato de trabajo, como compromiso, tiene consecuencias en caso de que no se cumpla por ambas partes: puede desencadenar responsabilidades indemnizatorias. Antes de saber qué podría suceder si no se cumple un precontrato de trabajo, es importante que no lo confundas con el contrato de inicio diferido: este también establece una relación laboral en el futuro, pero sí es un contrato definitivo. Este tipo de contrato es el que firmáis en una fecha pero indica que el inicio de la relación laboral será en una fecha posterior a esta firma. Y en este caso, si no se cumple, aplicarían las obligaciones de una relación laboral.

¿Qué legislación aplica en los precontratos de trabajo?

De forma general, el contrato de promesa de trabajo se rige por lo previsto en el Código civil, artículos 3, 4, 1.101, 1.255 y concordantes. En el caso de que surjan posibles responsabilidades, también aplica el Estatuto de los trabajadores y la jurisprudencia aplicable.

Si bien no da derecho a un salario, a acumular antigüedad o a cumplir obligaciones laborales, ¿qué pasa si una de las dos partes no cumple el precontrato laboral?:

  • Si tu empresa no lo cumple, la persona podrá reclamar una indemnización civil por daños y perjuicios. Imagina que la persona se ha mudado de provincia para ir a tu empresa: podrá reclamar los gastos y perjuicios derivados del traslado (viajes, mudanzas, alquileres, etc.); o que ha dejado de cobrar el paro porque ha dejado voluntariamente su trabajo esperando a que le contrateis, quedándose en una situación de desamparo que tu empresa tendría que compensar económicamente
  • Y si es el futuro trabajador quien incumple este precontrato de trabajo, tu empresa podrá reclamar una indemnización por los beneficios que haya perdido. Imagina que en tu empresa habéis formado al trabajador para contratarle luego: podríais exigirle el coste de esa formación. O que perdéis un contrato con un cliente porque el trabajo que iba a realizar esta persona no se ha llevado a cabo. En este segundo caso, como empresa tendrás que probar los daños y perjuicios causados y demandar al trabajador ante los Juzgados de lo Social.

¿Cuánto tiempo puede transcurrir para reclamar el incumplimiento de un acuerdo para un futuro contrato de trabajo?

Ambas partes pueden reclamar durante el primer año desde la fecha del suceso. Es posible que el importe de la indemnización lo hayáis previsto en este precontrato. Si no es así, dependerá de cada caso (la cuantía de la indemnización no está fijada por ley). No estamos hablando de un incumplimiento del contrato, porque la relación laboral no ha sido establecida y no se han generado obligaciones laborales.

¿Qué datos tienes que incluir en un precontrato laboral?

Si quieres hacer una promesa de contrato de trabajo de la forma más correcta tanto para tu negocio como para hacer una oferta atractiva y de confianza al futuro empleado, lo mejor es que elabores un precontrato por escrito. Al ponerlo por escrito y tener la firma de ambas partes –ya sea de manera presencial o por email–, tendrás una prueba eficiente de cara a la protección de tu empresa y del trabajador en caso de posibles desavenencias.

Con el software gratuito de gestión de recursos humanos Factorial HR podrás adjuntar un modelo de precontrato laboral y administrarlo como parte de la documentación del (futuro) empleado. Te servirá también como base para administrar el contrato de trabajo, para incluir todo lo que se haya pactado en el precontrato de trabajo. Ten en cuenta que, si por ejemplo, hicisteis un pacto previo sobre el salario y luego firmais otras condiciones salariales, lo que tendrá validez legal será lo que indiques en el contrato.

Si bien tanto tú como el trabajador podéis reflejar en el precontrato de trabajo cualquier condición que hayáis acordado previamente, te recomendamos incluir la siguiente información en una carta de compromiso de contratación:

  • Datos para identificar a empresa y trabajador
  • El compromiso de contratar al trabajador
  • La fecha en la que se firmará el contrato
  • Naturaleza del contrato: ¿será temporal, indefinido, etc.?
  • Condiciones laborales: horario laboral, salario, días de vacaciones, etc.
  • Puesto concreto acordado y funciones que se van a realizar
  • Cláusulas que apliquen a tu sector o empresa, como, por ejemplo, no competencia o exclusividad
  • Condiciones que ambas partes tenéis que para la futura firma del contrato: pueden darse casos en los que el contrato quede pendiente a que el futuro trabajador finalice unos estudios, o a que consiga una licencia o autorización para trabajar
  • En relación al punto anterior, también es importante incluir justificantes de la adquisición de las autorizaciones y licencias necesarias para trabajar
  • La posibilidad de que se origine una indemnización por daños en el caso de que no se cumpla el precontrato laboral
  • Cualquier otra circunstancia o eventualidad que ambas partes queráis incluir.

Este documento lo tenéis que firmar por duplicado y ambas partes, empleador y trabajador, para que cada una conserve una copia firmada. Para que sea más seguro, te recomendamos que las firmas estén en la sección final del documento y en el borde izquierdo de cada página y anexos.

Si quieres cambiar y mejorar la gestión, creación y comunicación con la seguridad social de todos los contratos de tu empresa, descubre factorial contratos.

Publicaciones relacionadas

Dejar comentario